20180912-insumos-00.JPG

Segundo informe sobre insumos médicos y ortopédicos

Segundo informe sobre insumos médicos y ortopédicos "El impacto inflacionario en los insumos ortopédicos y médicos esenciales para las personas mayores. Periodo julio 2015-septiembre 2018".

Variación del costo de los insumos ortopédicos, médicos y apoyos esenciales para mantener la autonomía y calidad de vida en la vejez.

Los derechos a la vida y a la dignidad en la vejez, a la salud, a la independencia y a la autonomía, a la accesibilidad y a la movilidad personal, -entre otros-, consagrados por la Convención Interamericana sobre la Protección de los Derechos Humanos de las Personas Mayores, requieren para su efectivo cumplimiento la accesibilidad a una diversidad de insumos y ayudas técnicas necesarios ya sea para el tratamiento de afecciones existentes, para prevenir enfermedades, o para mantener su autonomía y mejorar su calidad de vida.

Fuerte inflación en los precios de los insumos médicos y ortopédicos

Analizando los precios de distintos insumos y ayudas técnicas necesarias para el cumplimiento de estos objetivos, se puede verificar el significativo incremento que estos han sufrido desde el año 2015 a la fecha, y particularmente en los últimos dos meses.

Considerando el relevamiento que se presenta hacia el final del informe, el promedio de aumentos de estos productos ha alcanzado un 232,70% desde 2015 a la fecha y en tan sólo los últimos dos meses se incrementaron en 23,81%.

De esta manera, se han verificado aumentos de hasta el 413,29%, en implementos necesarios para el ejercicio de la autonomía como lo son las sillas de ruedas. Si tomamos un modelo motorizado (MX4), con asiento de 56 cm, reforzado, para un peso máximo de 170 kg, y autonomía de 20 km; verificamos que en 2015 el precio de venta era de $22.748. En la actualidad el mismo modelo puede adquirirse al precio de $116.764, representando un aumento del 413,29%.

Por otra parte la ENCAVIAM 2012 desarrollada por el INDEC (Encuesta Nacional de Calidad de Vida de Adultos Mayores) arroja como resultados que las caídas son frecuentes en la vida de las personas mayores, y muchas veces van acompañadas de fracturas y de deterioro en la calidad de vida de la Persona Mayor. El 32% de los personas mayores según la ENCAVIAM se cayó en los últimos dos años de realizada la encuesta y de ese total más de la mitad (56%) se cayó más de una vez. El mayor porcentaje de caídas ocurre en el grupo de edad más avanzada. Un 40% de las personas de 75 años y más ha sufrido al menos una caída. De aquellos que han tenido caídas la mitad (49,2%) tuvo como consecuencia la fractura de algún hueso. La incidencia de las fracturas también aumenta con la edad: un 46% de las personas de 60 a 74 años y un 57% entre los de 75 años y más. Las mujeres mujeres son las mas perjudicadas en las caídas dado que se fracturan en un 63% mientras que los varones lo hacen en un 29%. Es por ello que el uso de ayudas técnicas y productos de apoyo como lo son las sillas de ruedas, los bastones, andadores y camas ortopédicas resultan fundamentales para tratar estos problemas de salud y sus consecuencias y mantener la independencia y autonomía de las personas mayores el máximo posible. Lamentablemente hoy estos productos se hacen inaccesibles. A continuación enumeramos algunos ejemplos:

En el caso de las bolsas recolectoras de orina de 2 litros uso nocturno, se han verificado aumentos de hasta el 390,8%, pasaron de $ 24,26 a $ 119,07. La inconencia urinaria es un trastorno que no solo ocasiona problemas de salud física sino también se acompaña de depresión, aislamiento y soledad si no trata adecuadamente.

Un producto necesario en casos de movilidad reducida, como es la cama ortopédica manual, de 3 movimientos ha visto incrementar su valor desde el 2015 pasando de costar $ 6.453 a $ 27.025, lo que equivale a un 318,79%.

Los andadores se han visto afectados asimismo por un acrecentamiento desmedido de sus valores. Un modelo plegable de aluminio reforzado (W140), que en 2015 cotizaba a $ 1060, ahora posee un previo de $ 3.706, es decir que aumentó un 249,6%. En tanto que un andador con asientos y ruedas reforzado, (W467) que hace tres años podía adquirirse por $2.890, se obtiene en el 2018 por $ 10.874 importando un aumento del 276,26%.

Implementos sanitarios que podrían encontrarse en cualquier hogar, que no revisten de mayor complejidad como por ejemplo un termómetro chato sin mercurio, en 2015 se compraba por $ 55,21. Ahora cotiza a $ 264,94, es decir un 379,88 % más que hace tres años.

Lo mismo puede decirse de un producto como la cinta adhesiva microporosa de 1,25 x 9 por 24 rollos que en 2015 estaban a $ 58,28 pasaron a venderse a $ 206,78, incrementándose un 254,81%.

Dentro de las ayudas para la movilidad, se destaca el incremento sufrido por el bastón de madera con mango “T” de 91 cm de largo, que en tres años paso de costar $254,1 a los actuales $ 598, evidenciando un aumento del 135,38%.

La situación planteada en relación a los insumos médicos y ortopédicos se ha visto agravada por el contexto inflacionario y en particular por el incremento del valor de la divisa estadounidense. Así, en los últimos dos meses, algunos de estos productos han visto incrementar su valor en un 43,8%, como es el caso de la almohadilla eléctrica standard, que en julio costaba $ 822, mientras que hoy debe adquirirse a $1.182.

Lo mismo puede decirse de un nebulizador a pistón que en Julio de este año cotizaba a $ 2.199, hoy ha incrementado su valor hasta llegar a $ 3.162, con una variación del 43,79%.

Un tensiómetro digital automático que resulta un implemento imprescindible para el control de la hipertensión, en julio costaba $ 1.915, mientras que ahora vale $ 2.633, lo que indica u incremento del 37,5% en dos meses.

De todo lo expuesto surge con claridad meridiana que la cuantía de los aumentos analizados hace mella en los derechos de las personas mayores en la República Argentina. El incremento desmedido de estos insumos necesarios aleja a los adultos mayores de la protección que les corresponde en cuanto a su salud, a su autonomía e independencia, a su accesibilidad y movilidad personal. Protección que recordemos, ha sido dispuesta en un instrumento internacional vinculante como es la Convención arriba mencionada, y ha sido aprobada por el Congreso Nacional a través de la Ley 27.260. Protección que, asimismo, constituye una responsabilidad del Estado.


Sobre este informe

Autores

Mónica Roqué, presidenta de la Asociación Latinoamericana de Gerontología Comunitaria.

Hernán Letcher, Director de Centro de Economía Política Argentina.

Federico De Marziani, Presidente de Centro de Estudios Políticos para Personas Mayores.

Equipo técnico

Christian Arias, Paula Nolli, Marina Valderrama, Lucia Carnelli, Sebastián Amaro, Griselda Chamorro, Carolina Tapia, Roberto Guarestti, Jimena Ramírez, Analía Branca.


Descargue el informe

Para descargar el informe haga clic en este enlace.

Etiquetas: Poder Adquisitivo Jubilaciones Medicamentos Insumos Médicos

Contacto
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.