Las 10 peores caídas

empresa

El Centro de Economía Política Argentina (CEPA) compartió con Nuestras Voces un pormenorizado informe sobre la coyuntura económica nacional que registra caídas en las ventas minoristas, la construcción, la industria siderúrgica, la automotriz y la actividad agropecuaria. El combo trae también: aumento de la inflación, los despidos y la deuda externa.

Las políticas económicas implementadas por la nueva administración generaron, en el primer tramo del año, una contracción en la actividad económica, fundamentalmente de sectores centrales en el crecimiento como la construcción, siderurgia, cemento, ventas minoristas y sector automotriz. Dada la inexistencia de medición oficial sobre la actividad económica, se realizó un relevamiento de la información publicada por diversas cámaras y asociaciones empresariales que permiten construir un estado de situación para el análisis.

1) Evolución de las ventas minoristas: enero 2015- marzo 2016

1

La medición marca el tercer mes consecutivo de caída de las ventas minoristas en nuestro país. Estos resultados se explican en gran medida por los impactos en el salario que tuvo la gran devaluación en diciembre y la consecuente inflación.

Es esperable que el impacto continúe y se profundice en algunos sectores por efecto de los aumentos de tarifas, devenidos en mayores costos -tanto de producción como de ventas- y por los módicos aumentos paritarios, por detrás de la escalada inflacionaria.

2) Evolución de la producción y el consumo de cemento Portland: enero 2015- febrero 2016

2

La construcción es una actividad clave para impulsar la economía por dos motivos: su expansión territorial y su gran impacto en materia de empleo, sobre todo en sectores de bajos ingresos e instrucción.
Un buen indicador de la actividad es la producción de cemento Portland y su consumo interno.

El primer bimestre de 2016 registra una contracción del consumo y la producción de cemento de 8%.

Además, desde diciembre de 2015 se experimenta una caída acumulada de 23%, explicada en gran medida por la decisión del Gobierno Nacional de frenar la obra pública, al mismo tiempo que las condiciones de poca estabilidad económica produjeron una retracción de la inversión privada en la construcción.

3) Evolución del índice Construya: enero 2015- marzo 2016

3

El Grupo Construya, donde se nuclean las principales 11 empresas vinculadas a la construcción, desarrolla el llamado Índice Construya que se encarga de relevar cuál es la situación de la actividad de las principales empresas de la industria.
La evolución de dicho índice permite observar que a partir de diciembre de 2015 se registran cuatro meses seguidos de caída de la actividad, siendo enero el peor de los cuatro con una caída de 14%. Febrero registró una caída de -2,4% y marzo marcó un empeoramiento de esa situación alcanzando una caída de -5,4%.

4) Evolución de la producción siderúrgica en Argentina: enero 2015- febrero 2016

4La producción siderúrgica argentina experimentó un claro declive a partir de noviembre de 2015, profundizándose esta caída a partir de diciembre. A partir de este mes, el hierro primario registra una caída en la producción de 34% al igual que el acero crudo, que en tres meses registra una caída de 17%. La producción de laminados creció 2,6%, aunque este comportamiento está explicado por la expansión de 11% en diciembre, ya que en 2016 se retrajo 3% en enero y 6% en febrero.

5) Evolución de la dinámica de la industria automotriz: enero 2015- marzo 2016

5

La producción de autos es uno de los principales sectores industriales en nuestro país, explicando una importante parte del desarrollo manufacturero, vinculado tanto a la exportación como al mercado interno. El gráfico muestra la negativa situación que experimenta la industria por la crisis brasilera: más de 80% de las exportaciones del complejo automotriz son destinadas a Brasil.

Según ADEFA (Asociación de Fábricas de Automotores) las exportaciones cayeron 38% en marzo, y 40% en el primer trimestre de 2016.

Se destaca un aumento en las ventas de las terminales hacia los concesionarios, que permite amortiguar parcialmente el muy mal desempeño de las exportaciones nacionales de autos. La producción de autos experimentó una importante caída (-18%) en el primer trimestre de 2016.

6) Evolución de la producción y el mercado interno vacuno: enero 2015- marzo 20166

La evolución del faenado de vacunos manifestó una caída de 7% en marzo, mientras que para el primer trimestre la caída se amplía a 4,3% alcanzando en ese período 2,95 millones de cabezas, aproximadamente. A su vez, la producción vacuna del primer trimestre de este año cayó 9%. La absorción del mercado interno en dicho período cayó un punto porcentual en comparación al mismo período del año anterior.

7) Inflación (distintas fuentes): diciembre 2014- marzo 2016

7

Se observa que entre enero y noviembre de 2015 los índices de precios más difundidos exponen valores similares en torno al indicador de inflación acumulada: 19,70% según Bein y Asociados, 21,21% de acuerdo al IPC San Luis, 21,40% para el IPC CABA y 20,40% según el IPC Congreso. En contraste, las diferentes mediciones reflejan un importante salto en los precios minoristas a partir de diciembre de 2015, y de manera sostenida en enero y febrero de 2016. Entre diciembre 2015 y febrero de 2016 la inflación acumulada se ubicó entre 10 y 13% para los 3 meses comprendidos (diciembre, enero y febrero).

De acuerdo a las distintas mediciones, el acumulado de inflación para los tres primeros meses de gestión de Mauricio Macri alcanza los siguientes valores: 10,30% según Bein y Asociados (y 15,10% considerando el mes de marzo), 13,40% para el IPC San Luis, 13,40% también para IPC CABA y 12,00% de acuerdo al IPC Congreso.

8) Evolución del poder adquisitivo del Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM): noviembre 1999- marzo 2016

Sin título

El poder adquisitivo del salario, determinado por la relación entre el SMVM y la evolución del índice de precios al consumidor seleccionado (IPC Bein y Asociados), muestra entre fines de 2007 y septiembre de 2015, un crecimiento significativo. A partir de entonces, se observa una caída que se acelera hacia febrero de 2016, cuando se refleja el traslado a precios de la devaluación del tipo de cambio (o pass through), produciendo una caída de 10 puntos porcentuales del salario mínimo vital y móvil entre noviembre de 2015 y marzo de 2016, hasta alcanzar niveles similares a los que existían en el año 2007. Es importante remarcar que estos cálculos no consideran los recientes aumentos en las tarifas de servicios públicos, por lo que es esperable una nueva caída del poder adquisitivo salarial en los próximos meses en línea con las estimaciones de inflación en alza.

9) Cantidad y distribución de  los despidos en el sector público y privado: diciembre 2015- marzo 2016

Sin título2

La reciente ola de despidos no cuenta con cifras oficiales ni con relevamientos que resulten completos, consistentes y veraces. Los datos expuestos surgen de un relevamiento realizado a medios periodísticos y de la información de cada uno de los sindicatos o cámaras empresarias (en los casos que fue posible), sin perjuicio de la existencia de casos que no han podido ser detectados o no han trascendido en los medios.

El resultado arroja, entre diciembre de 2015 y marzo de 2016, 141.542 despidos de los cuales 43% (61.096) corresponden al sector público y 52% (80.446) al sector privado.

De los 61.096 despidos en el sector público se observa que 38,28% de estos corresponden a la Administración Nacional, 48,56% a las provincias, 8,5% a los Entes descentralizados y 3,66% al Congreso Nacional. La situación en las provincias supera ampliamente a la Administración Nacional.
De los 80.446 despidos en el sector privado 71,88% corresponde al sector Construcción, 23,40% a Industria y 4,72% al sector Servicios. Se destaca que la mayor cantidad de despidos se dio en los empleos de menor calificación o que más precarización sufren.
En el sector público aún se encuentran sujeto a análisis 63.000 contratos de la Administración Nacional sobre los cuales deberá definirse su continuidad en los próximos meses.
En el sector privado, la Unión Industrial Argentina declaró que en el primer semestre del año es posible que el sector industrial pierda entre 100.000 y 200.000 empleos.

10) Evolución Deuda externa (en miles de millones de dólares) y su relación con el PBI: Período 1994-2015 y escenarios post-acuerdo con holdouts

10

Dos operaciones han determinado un incremento de la deuda externa argentina en los últimos meses:
1. En enero el Tesoro canjeó al BCRA 16,1 mil millones de dólares (MM USD) en Letras –en pesos y a tasa casi nula- por 13,7 MM USD en bonos nominados en dólares a tasas superiores a 7,5%. 10 MM USD de estos bonos han sido entregados a bancos extranjeros como garantía por la operación de Repo que permitió el ingreso de 5 MM USD (la mitad) a las reservas del BCRA.

2. Un acuerdo total con los holdouts implicaría una colocación de nueva deuda por más de 12 MM USD (contra los 6 MM USD en tenencia de los holdouts). En conjunto, ambas operaciones configurarían un incremento de casi 20 MM USD de la deuda externa argentina –de los cuales ni un sólo dólar ingresa al país-, y generarían un aumento, cercano a los 4 puntos, de la incidencia de la deuda en dólares del sector público sobre el PIB.

La deuda total en términos del PBI pasaría de 25% a 28%, mientras que la deuda del Sector Público pasaría de 13% a 17%.

A pesar de ello, Argentina mantiene indicadores que aún dan cuenta de una economía desendeudada. La situación de un país altamente desendeudado y sin litigios que traben su capacidad crediticia se presenta más que propicia para el inicio de un nuevo ciclo de endeudamiento. Sólo las dos operaciones antes mencionadas representan un incremento promedio de los servicios de la deuda de más de 2 mil millones de dólares anuales (+20% sobre los servicios de deuda presupuestados para 2016).

Comments are closed.

Más Notas